Margarita va a la Barra

Margarita va a la Barra

El pasado 5 de diciembre la Barra Mexicana, Colegio de Abogados (BMA) llevó a cabo la primera sesión en la que los interesados en participar como candidatos independientes a la presidencia de México podrán exponer sus ideas y sus proyectos para afrontar los retos relacionados con el Estado de Derecho en nuestro país.

 

El acto contó con la presencia de Margarita Zavala, aspirante independiente a la presidencia de México; José Mario de la Garza Marroquín, presidente del Consejo Directivo de la BMA; Gonzalo Martínez Pous, coordinador de la Comisión de Telecomunicaciones y Radiodifusión de la BMA; David Guillén Llarena, subcoordinador, y Ricardo Ríos Ferrer, ex presidente de la BMA.

Como miembro de la Barra, Margarita Zavala expresó que en el trayecto de su vida ha sido acompañada por los conceptos de ley, justicia, bien común, seguridad y certeza. Indicó que con estas nociones se pueden apreciar los problemas que tiene el país, principalmente en lo concerniente a la falta de Estado de Derecho.

Destacó que los tres grandes lastres que aquejan a toda la República mexicana son la incertidumbre económica, la indignación por la corrupción y el miedo por la inseguridad, que cada vez se refleja en delitos más violentos.

Al presentar su libro Es la hora de México, dijo que es resultado de una serie de pláticas con académicos y ciudadanos. Indicó que se trata del punto de partida de su plataforma y su programa de gobierno.

Con ánimo de escuchar propuestas y análisis por parte de los barristas, Margarita Zavala explicó los pilares fundamentales de su esquema de trabajo, el primero de los cuales es una economía humanista y con visión de futuro. Vinculó la importancia del tema con la existencia de un Estado de Derecho para lograr el crecimiento esperado.

Asimismo, se pronunció a favor de incrementar los índices de seguridad con base en el fortalecimiento de las instituciones, particularmente de la policía. Entre las líneas de acción que planteó incluyó: una política de seguridad ciudadana y la reestructuración de la administración pública, para que la policía deje de estar en Gobernación y haya una Secretaría de Seguridad Ciudadana; así como la capacitación y la instrumentación de controles de confianza mediante la creación del Sistema Nacional de Policía y de la carrera policial, para lograr una homologación.

Puso énfasis en que para contar con un verdadero Estado Democrático de Derecho la justicia debe despolitizarse. Detalló la importancia de acercarse a la justicia cotidiana y propuso la creación de un Sistema Nacional de Justicia, para evitar el inhumano laberinto jurídico que ha derivado en graves injusticias.

Durante la plática también abordó los temas de corrupción e impunidad, las cuales deben atacarse mediante el fortalecimiento de valores y de la cultura de la legalidad, desde la escuela, en el seno de la familia, de las empresas y de las organizaciones, pero fundamentalmente en la función pública y en el gobierno, por ser éste el primer ente obligado en ser honesto.

En el ámbito internacional abordó la defensa de México y los mexicanos, sin demagogias ni proteccionismo, con un mayor liderazgo en América Latina y a nivel global.

Finalmente, destacó que el Estado de Derecho requiere la rectitud de la autoridad, la cual garantizará la rectitud de la gobernabilidad y del ejercicio del poder, lo que significa que el Derecho es valioso y que debe aplicarse y acatarse por todos. “No se puede construir gobernabilidad sobre cimientos de corrupción”, sentenció. 

5559-2250 / 5575-6321 / 5575-4935 - Aviso de Privacidad - Términos y Condiciones

Revista El Mundo del Abogado