La abogacía en Inglaterra

La abogacía en Inglaterra

 

Cuna de la democracia moderna gracias al legado de la Carta Magna que, con más de 800 años de historia, fue un referente en la creación de documentos como la Declaración Universal de los Derechos Humanos y la Declaración de Derechos de Estados Unidos, Inglaterra es un ícono cultural, político y social, y cuenta con abogacía organizada a la cual vale la pena echarle un vistazo.

 

 

Los abogados ingleses se caracterizan por su deber con el Estado de Derecho (rule of law), pues tienen una política de cero tolerancia para los actos de corrupción. En este sentido, las barras de abogados fungen como guardianas de la ética profesional y salvaguarda de los derechos de sus agremiados y de la sociedad en su conjunto.

A través de periodos importantes de la historia, el sistema jurídico inglés se fue forjando desde la etapa del Derecho consuetudinario hasta llegar al common law, con personalidades como Alfredo el Grande, Guillermo el Conquistador, Enrique II y sir Edward Coke.

El common law es un sistema que se aplica en los cinco continentes entre los miembros de la Commonwealth. Parte de tres bases jurídicas que definen su naturaleza: la legislación, es decir, las leyes creadas en el parlamento; la jurisprudencia, creada por sentencias previas, y el equity, mediante el cual un juzgado resuelve sin contar con una legislación previa.

La especialización y las características del common law son totalmente distintas a lo que conocemos del sistema romano. Para la práctica de la profesión jurídica en Inglaterra y Gales existen dos figuras: los solicitors y los barristers, los cuales en su origen tenían bien definidas sus atribuciones; sin embargo, a partir de la década de 1980 estas facultades que los diferenciaban comenzaron a asemejarse.

De esta manera, con la precisión y la rectitud que caracteriza a los británicos, la profesión jurídica de estas dos figuras es supervisada, actualizada y defendida por dos asociaciones históricas que gozan del prestigio y el reconocimiento que les ha dado su compromiso con el respeto, la igualdad, la justicia y la práctica ética de la abogacía: la Society Law y la Bar Council.

 

Los solicitors y la Society Law

El diccionario Cambridge define al solicitor como un tipo de abogado capacitado para preparar casos, brindar asesoría legal a sus clientes y representarlos ante tribunales inferiores y administrativos.

Para ser solicitor es necesario haberse graduado en Derecho y cursar un posgrado de un año denominado legal practice course o postgraduate diploma in legal practice; posteriormente se deben realizar prácticas remuneradas durante dos años, al final de las cuales se puede solicitar el ingreso a la Society Law.

Los profesionales de otras carreras también pueden convertirse en solicitors, para lo que es necesario que cursen el common professional examination o graduate diploma in law, además de cumplir con los requisitos de posgrado antes mencionados.

En su origen, los solicitors tenían el monopolio de la transmisión de la propiedad; sin embargo, la aprobación de la Administration of Justice Act 1985 permitió que algunos profesionales autorizados pudieran emitir escrituras y transmitir la propiedad, lo que representó un golpe importante a los ingresos de los solicitors, pero estos cambios también permitieron que se ampliara su ámbito de trabajo.

La aprobación de la Courts and Legal Service Act 1990 hizo posible que la autoridad que regula a los solicitors (Solicitors Regulation Authority) emitiera certificados que otorgan derecho de audiencia en los tribunales superiores (higher rights of audience) en materia civil o penal a los solicitors, quienes deben tomar un curso específico de formación para actuar en las salas de audiencias y someterse a las normas que regulan la profesión de los barristers.

 

La Society Law

A inicios del siglo XIX los abogados londinenses se preocuparon por elevar la reputación y establecer estándares para la profesión jurídica; por estas importantes razones, en 1823 crearon la London Law Institution, y dos años más tarde, con la intención de hacer de ella una institución nacional, el 2 de junio de 1825 fundaron la Society Law.

En 1831 obtuvo su primera royal charter y en 1945 se definió como un cuerpo independiente y privado que se ocuparía de los asuntos de la profesión jurídica; cabe destacar su importante influencia en el ámbito legislativo.

Actualmente esta institución representa, promueve y apoya a más de 163,000 solicitors de Inglaterra y Gales. Se rige por una serie de principios y valores, y tiene como objetivo impulsar la excelencia de la profesión, así como salvaguardar el Estado de Derecho y el acceso a la justicia a todos por igual.

Los abogados registrados pagan a la autoridad reguladora de solicitors una cuota anual por el certificado de práctica; para realizar sus actividades, la Society Law recibe 30 por ciento de esta cuota, y otra parte de su financiamiento la obtiene mediante actividades comerciales.

El consejo, establecido por su royal charter, se encarga de la dirección de la sociedad y diseña la planeación anual y el presupuesto. Este cuerpo directivo es elegido para un periodo de cuatro años, con la posibilidad de ser reelegido.

En total, el consejo dispone de 100 asientos: 61 destinados a miembros que representan a 42 distritos electorales, y 39 para miembros que representan a grupos de interés y áreas específicas de práctica.

 

Los barristers y el Bar Council

Los barristers son otro tipo de abogados, que, a diferencia de los solicitors, se especializan en el litigio ante los tribunales y se caracterizan por su amplio conocimiento de la jurisprudencia.

Para ejercer en esta modalidad es necesario inscribirse en una de las cuatro asociaciones profesionales (los inns of court, que se encuentran en Londres): Inner Temple, Middle Temple, Gray’s Inn y Lincoln’s Inn, los cuales tienen a su cargo la educación jurídica y la autoridad para suspender el ejercicio profesional de un infractor. Posteriormente, se debe realizar el bar professional training course, así como un periodo de prácticas.

Sin embargo, ante la demanda de abogados y de su respectiva regulación se creó el General Council of the Bar, que, entre sus funciones, se ocupa del fomento de la educación jurídica, la salvaguarda del honor, la mejora de la administración de justicia, así como de la independencia del foro y la protección de sus agremiados en el ejercicio de sus funciones en el interior y el extranjero.

Su actividad es catalogada como de las más complejas de la profesión jurídica. Aparte de dirigir la defensa ante los tribunales, se encargan de redactar los statements of case. Los barristers pueden ser nombrados queen’s counsels, un título que adquieren de manera honorífica los abogados más experimentados y de gran prestigio. A quienes aún no logran el nombramiento se les denomina junior barristers.

Los barristers se rigen por normas muy estrictas; su trabajo profesional se desarrolla a petición de un solicitor. No obstante, existen algunas excepciones; por ejemplo, en caso de que una persona detenida no cuente con un abogado o no pueda pagar los servicios de un particular, se exenta la intervención del solicitor.

El Bar Council, creado en 1894, es el organismo encargado de representar a los barristers; sin embargo, quien tiene la facultad de regular la profesional es el Bar Standards Board (BSB), que, aunque está integrado en el Bar Council, actúa de manera independiente.

Es obligación y deber de los barristers cumplir con el código de conducta del BSB y, al igual que los solicitors, debe pagar por su certificado de práctica para poder ejercer.

El barrister no puede hacer publicidad de su labor, ni invertir en la difusión de su imagen por los medios de comunicación tradicionales: revistas y periódicos; asimismo, no puede expresar su opinión en emisiones de radio y televisión, salvo que esté autorizado por el Bar Council.

 

Año Legal

Históricamente, las cortes británicas dividieron el calendario en cuatro términos con el objetivo de identificar y definir los horarios y los periodos de trabajo del aparato judicial. El Año Legal comienza en octubre con una ceremonia: es una tradición que data de la Edad Media, cuando los jueces acudían a la abadía de Westminster para pedir orientación al inicio del Año Legal.

Es una práctica que ha trascendido y continúa realizándose. La celebración consta de un servicio religioso a cargo del decano de Westminster, en el que también participa el lord canciller.

Entre 1940 y 1946 esta ceremonia fue cancelada debido a la Segunda Guerra Mundial y a los daños que la confrontación bélica había provocado en la abadía, mientras que en 1953 el servicio tuvo que realizarse en la Iglesia de Santa Margarita, ya que no se habían retirado las estructuras instaladas en la abadía de Westminster para la coronación de la reina Isabel.

El Año Legal comienza en octubre con el Michaelmas Term, que coincide con la celebración de san Miguel y Todos los Ángeles. Le sigue el Hilary Term, que debe su nombre a la fiesta de san Hilario de Poitiers (14 de enero); posteriormente se realiza el Easter Term, que comienza el miércoles siguiente a la semana de Pascua, y finalmente, el Trinity Term, que comienza una semana después de la fiesta de la Santísima Trinidad.

De acuerdo con el Poder Judicial del Reino Unido las siguientes son las fechas de cada término:

 

Término

2018

2019

Michaelmas Term

1° de octubre a 21 de diciembre

1° de octubre a 20 de diciembre

Hilary Term

11 de enero a 28 de marzo

11 de enero a 17 de abril

Easter Term

10 de abril a 25 de mayo

30 de abril a 24 de mayo

Trinity Term

5 de junio a 31 de julio

4 de junio a 31 de julio

 

Sin título

 

De esta manera el Poder Judicial contempla que los jueces del Tribunal de Apelaciones y del Tribunal Superior atiendan asuntos durante 185 o 190 días; mientras que los jueces de circuito estarían trabajando un mínimo de 210 días al año, y los jueces de distrito, durante un mínimo de 215 días.

  


 

 

Fuentes:

  • https://archivos.juridicas.unam.mx/www/bjv/libros/7/3086/7.pdf.
  • https://www.judiciary.uk/about-the-judiciary/the-justice-system/term-dates-and-sittings/.
  • https://www.huffingtonpost.es/purificacion-pujol-capilla/solicitors-y-barristers_b_1889898.html.
  • https://www.traduccion-jurada-oficial.com/blog/diferencia-entre-solicitor-y-barrister-abogado-procurador-attorney/.
  • https://www.sra.org.uk/sra/how-we-work/reports/data/population_solicitors.page.
  • https://www.barstandardsboard.org.uk/.
  • https://www.barcouncil.org.uk/media/493309/160917_-_agm_-_annex_1_-_bar_council_statement_of_accounts_2015_16__final.pdf.
  • https://www.lawsociety.org.uk.
  • https://www.vozpopuli.com/actualidad/internacional/Comienzo-ano-legal-ingles_3_959334063.html#slide1.

 

5559-2250 / 5575-6321 / 5575-4935 - Aviso de Privacidad - Términos y Condiciones

El Mundo del Abogado